La evolución de la prensa en un tema como el huracán Fiona, que devastó parte de Puerto Rico 

Cuando se quiere observar la evolución de la prensa, ya sea escrita o audiovisual, durante las últimas décadas, es útil recordar que va acompañada de los avances tecnológicos, la velocidad de la información, Internet o las imágenes. Tomemos el ejemplo del huracán Fiona. Hace más de una semana, Puerto Rico quedó sepultado por los daños y sumergido en el agua. El tiempo ha vuelto a hacer de las suyas. Poniendo a más de 800.000 personas en la oscuridad. Con numerosos daños y miles de víctimas, el huracán siguió su camino hacia la República Dominicana. 

Los meteorólogos pronosticaron fuertes lluvias tropicales, que podrían provocar el caos tras su paso. Para entender la evolución de la prensa, podemos tener en cuenta en primer lugar la velocidad de la información. Las redes sociales desempeñan un papel importante. Twitter, lanzado en 2006, Instagram en 2010 y Facebook en 2004, son pruebas de esta revolución digital. Y esto de una manera muy sencilla: el usuario puede ser la fuente del periodista. 

Cuando escribimos el hashtag « Huracán Fiona » en twitter, podemos ver a cientos de habitantes mostrando el alcance de los daños con sus teléfonos. 2022 es el año de referencia para el impacto de los vídeos e imágenes que se retransmiten en las redes. Especialmente en lo que respecta a la guerra en Ucrania, y las múltiples « Live » en una de las últimas aplicaciones que se hicieron famosas Tik Tok. Donde podemos ver a civiles o soldados filmando la guerra y los disparos del ejército ruso, aterrizando en los edificios. 

Si nos remontamos a los años 80, los periodistas no disponían de tanta información. De ahí la importancia de los corresponsales extranjeros, enviados para proporcionarnos a los ciudadanos la información necesaria. 

En otro orden de cosas, el NHC, o « The National Hurricane center », es un centro de previsión meteorológica situado en la Universidad Internacional de Florida, en Miami, Florida, Estados Unidos. Este último, en la década de 1980, no tenía tanto poder sobre la previsión de tormentas, especialmente de huracanes. Esto no permitió que los periodistas de la época dieran tanta información, como la hora casi exacta en que el huracán golpeará, la cantidad exacta de lluvia o la trayectoria del huracán. 

Sin embargo, si nos remontamos 40 años atrás, las noticias eran más relevantes, más destacadas, más cuidadosas en la forma de contarlas. Antes podíamos determinar la gravedad de una noticia sin lugar a dudas. Hoy en día, esto se vuelve un poco confuso. 

  Además, las noticias falsas están abarrotando la actualidad, con el nuevo fenómeno conocido como « Deepfake », cuyo objetivo es apoderarse de vídeos para modificarlos y presentarlos como reales. 

¿Pero no es hora de volver a las fuentes primarias, y describir las noticias sin aportar ciertos datos, que pueden obstaculizar la comprensión de ciertos lectores, oyentes o espectadores?

Votre commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l’aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion /  Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l’aide de votre compte Twitter. Déconnexion /  Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l’aide de votre compte Facebook. Déconnexion /  Changer )

Connexion à %s

Ce site utilise Akismet pour réduire les indésirables. En savoir plus sur la façon dont les données de vos commentaires sont traitées.

%d blogueurs aiment cette page :