Red Sparrow: La cara oculta de la guerra fría

Jason Matthews, escritor y ex agente de la CIA, escribió la novela Red Sparrow (Gorrión rojo en español) que ha sido llevada al cine por Francis Lawrence en una película de drama y suspenso en 2018.

La película presenta una bailarina estrella del Bolshoi, cuyo sueño se ve truncado tras romperse la pierna izquierda. Ella va a aceptar el trabajo que su tío le ofreció para mantenerse a sí misma y a su madre. Debe seducir al agente de la CIA y obtener informaciones.

Trailer de la película de espionaje ©20th Century Fox (Youtube)

Una escuela especial para luchar contra los americanos

Estamos en la guerra fría que duró desde 1947 hasta 1991, los Estados Unidos y Rusia se enfrentan en un juego de espionaje, que es el tema central de la película. Presenta la « Escuela Estatal nº 4 », que existió realmente en la Unión Soviética. Dominika (Jennifer Lawrence) la califica de “Escuela de putas”, un instituto donde los hombres y las mujeres rusos son entrenados en la manipulación, el chantaje y el espionaje (se puede hablar de « sexpionaje » soviético). A estos estudiantes se les llamaron “Sparrows” (de ahí el título), traducido por “gorriones” en español. Estamos en una inmersión total, con la deshumanización del cuerpo de los gorriones, la crueldad, la impasibilidad y la falta de piedad de los profesores. El autoritarismo de la matrona (Charlotte Rampling) y su frigidez, reflejan sin sorpresa el régimen dictatorial en el que se encuentra Rusia.

Un ejercicio impartido por la Matrona (Charlotte Rampling) a los estudiantes, con Dominika a la izquierda. ©20th Century Fox

La integración de Dominika en esta escuela es brutal, la vemos cambiar a medida que aprende, se vuelve más manipuladora, más estratégica, conoce cada vez mejor los deseos de cada hombre o mujer, sabe entenderlos. Y su primera “víctima” será el agente de la CIA Nathaniel “Nate” Nash (Joel Edgerton).

 Dominika no tuvo elección y su tío Iván (Matthias Schoenaerts) lo sabía. Vemos la perversidad del hombre dispuesto a hacer cualquier cosa para conseguir información y lucirse.

Organizaciones gubernamentales: el papel de los espías

El SVR y la CIA, dos servicios de inteligencia, tienen métodos y formas de trabajo diferentes en el filme. El SVR utiliza personas, a las que entrena en técnicas especiales. Son muy violentos en sus métodos y su forma de actuar, como vemos con los intensos pasajes de tortura. La violencia de los rusos y el SVR se muestra mucho, ya que la protagonista, Dominika, es rusa, destacando la manipulación entre cada personaje y entre cada grupo de servicio secreto.  

Dominika y su tío Iván (Matthias Schoenaerts) ©20th Century Fox

En comparación, la CIA parece mucho más buena y « humanista » que sus homólogos rusos. Actúan con sutileza, con manipulación, utilizan sobre todo las palabras, sin deshumanizar los cuerpos ni recurrir al sexpionaje, como es el caso de los rusos. La CIA no es violenta. Usa varias técnicas, como el rastreo de sus objetivos, realizando simulacros de encuentros para tratar de obtener información y enfrentarse a sus adversarios.

Una posición impuesta aquí entre las comparaciones de las acciones de la CIA y del SVR. Se nos hace tomar partido por un país (Estados Unidos), mientras que nosotros vamos a tomar partido por los protagonistas (Dominika y Nate). Sin embrago, el autor de la novela adopta una posición a favor de la CIA, porque es un antiguo agente de esta agencia, estadounidense, y Francis Lawrence ha elegido adoptar esta posición, que es muy caricatural.

 El enfrentamiento entre las dos organizaciones gubernamentales ilustra una comparación del trabajo realizado por las dos agencias en los años de la Guerra Fría.

Los espías no son libres, deben obedecer, no tienen vida privada, están totalmente dedicados al Estado para el que trabajan, como podemos observar en la película con Dominika y Nate.

Un romance que no se explora completamente

La duración de la película nos permite ver otros elementos que no son centrales en la historia. Los dos protagonistas están muy lejos de la imagen que quieren sus departamentos. Por un lado tenemos a Nathaniel Nash que representa el lado humano, lo contrario de esta deshumanización que encontramos durante la película, es el quien le permite a Dominika conservar su humanidad.

Y por otro lado tenemos a Dominika que no oculta su verdadera identidad a la única persona en la que parece confiar, que es Nate. Sigue siendo manipuladora y lleva a cabo las misiones que se le encomiendan, pero para servir a su propio interés.

Dominika y Nate se sienten muy atraídos el uno por el otro, pero esta atracción se transforma en un juego de seducción peligroso. No pueden ir más allá en su relación, ya que ambos son espías y trabajan para dos países en guerra y dos servicios diferentes que se consideran como enemigos.

Dominika Egorova (Jennifer Lawrence) y Nate Nash (Joel Edgerton) ©Twentieth Century Fox

Aunque hay una cierta tensión, cuando los dos personajes están juntos durante las misiones se protegen mutuamente, tratando de no poner la vida del otro en peligro. Su relación se fortalece hacia la última parte de la película, podemos imaginar que representan cierta « paz » entre dos países en tensión.

Una crítica ambivalente de la película

Muestra cómo ciertas personas pueden traicionar a su país, por convicción o simplemente por poder y dinero. Cuando se estrenó, la película tuvo un impacto tanto positivo como negativo. El público dio una crítica negativa, especialmente en lo que respecta a las posiciones adoptadas y a la forma en que se retrata a los dos países. Por otro lado, había muchas críticas positivas sobre el juego de los actores (sobre todo el papel de Jennifer Lawrence), pero también sobre la trama, las fases de espionaje y la expectativa que se crea para el espectador.

Una crítica importante es la prohibición de la película a los menores de 12 años. La mayoría de las críticas y del público habrían puesto la prohibición a los menores de 16 años, a causa de las escenas de violencia y de sexo que vemos en la película.

A pesar de ello, la película tuvo mucho éxito y sedujo a muchos espectadores que apreciaron la calidad de la historia y los numerosos rebotes. Tenemos una posición clara entre el bien y el mal, esta dualidad también hizo que la película fuera un éxito.

Clélia Met

Votre commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l’aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion /  Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l’aide de votre compte Twitter. Déconnexion /  Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l’aide de votre compte Facebook. Déconnexion /  Changer )

Connexion à %s

Ce site utilise Akismet pour réduire les indésirables. En savoir plus sur la façon dont les données de vos commentaires sont traitées.

%d blogueurs aiment cette page :