La exclusión social del sida en Andalucía entre pasado y presente

Este tipo de enfermedad  ha causado desde su aparición estigmas sociales en los afectados y muchas veces se le ha atribuido un aura de terror sin sentido.

Ya en 1990 el periódico ABC hablaba de la necesidad de frenar su contagio el cual se difundiría principalmente, si no de manera exclusiva, entre colectivos de homosexuales, bisexuales, drogadictos y receptores de hemoderivados. Andalucía vivía una grave crisis agravada por causa del desconocimiento de esta plaga. Imposible sería olvidar el caso de la “niña Montserrat”, una muchachita de sólo pocos años de vida rechazada por los padres y los alumnos del colegio que se había convertido en todo un símbolo del debate en torno a la cuestión. En esos años se libraba una batalla ideológica entre defensores y detractores de la integración social de los enfermos; se cuestionaba todavía la creación de leproserías u otros reductos particulares y se hacía hincapié en la explicación de medidas oportunas de prevención y curación. Veintiséis años después el mismo periódico, en el día mundial de su lucha, publica un artículo sobre el mismo tema repitiendo la alarma del número enorme de casos en la región autónoma. Antes como ahora se producía la infección principalmente entre hombres homosexuales y se ha subrayado que las prácticas de riesgo siguen siendo las mismas, de hecho, todo gira alrededor del uso del preservativo que, como muestran los datos, es una regla no siempre respetada, sirva de prueba la propagación inmensa del virus. Ya en 1990 se hablaba de información y apoyo, las primeras líneas telefónicas de ayuda iban naciendo hasta llegar al día de hoy donde tenemos la posibilidad de efectuar pruebas gratuitas y anónimas. La ciencia ha dado pasos de gigante pero no como se esperaba en los años noventa del siglo pasado, de hecho el periódico afirmaba << los pronósticos preveen la llegada de la vacuna en el plazo de algunos años >> cosa que en retrospectiva resulta desafortunadamente falsa.

Si queremos frenar la epidemía es necesario fomentar la prevención, el diagnóstico precoz y la información; los fármacos antivirales hacen que no se muera ya de VIH pero nunca hay que bajar la guardia. Sería bueno hablar de sexualidad y prevención ya desde la escuela secundaria. Un pueblo que sabe y no ignora se esforzará en actuar positivamente en la lucha contra la transmisión de enfermedades de este tipo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: